Consejos en la búsqueda de empleo

La entrevista de trabajo es el resultado de una búsqueda activa de empleo. Si lo has hecho bien en tu búsqueda te llamarán en alguna entrevista. La entrevista es el objetivo de nuestro blog. Pero no siempre es fácil llegar al paso de la entrevista, por lo que querría escribir este post sobre la especialización, tenacidad y autocontrol en tu búsqueda de empleo.

Este post se centra en las primeras búsquedas de trabajo. Cuando empiezas a buscar trabajo la primera idea que se te ocurre es la de repartir currículums a diestro y siniestro. Esto es un error.

Especializarse en lo que uno mejor sabe hacer

Sé que piensas que si envías 200 currículums alguna empresa te va a llamar. De entre esos 200 CV que has enviado, ¿Todas las ofertas te interesan realmente? ¿Cumples con todos los requisitos?

Si sigues esta dinámica solo conseguirás frustrarte. Piensa que has enviado esos 200 CV y no te llaman de ninguna empresa. La idea que puedes tener es que no eres válido para 200 empresas. Es un pensamiento horrible. Si cada semana, mes o día envías decenas de CV de golpe. Sin pensar en si eres válido y solo te llaman una o dos empresas, terminarás desanimándote. Pensando que no vales para nada, que si cientos de empresas te rechazan es que algo en ti va mal.

Lo primero que hay que hacer es adaptar el CV a cada empresa. La búsqueda de trabajo no se debe de confundir con enviar CV.

Pensar que quién recibe el CV puede ver que no cumples requisitos pero puede valorar otros aspectos de tu vida es erróneo. Piensa que reciben miles de CV diarios. Van a mirar exactamente lo que les interesa. Enfócate a sus demandas.

Consejos en la búsqueda de empleo: Tenacidad y control

Esto no quiere decir que adaptes un currículum y la empresa se enamore automáticamente de ti. El proceso es duro y se basa en la tenacidad. No te rindas nunca. Elige las ofertas en que sabes que vas a destacar y enfócate en ellas.

Enviarás muchos menos, pero más eficientes y con más oportunidades. Estarás destacando tus habilidades adaptadas a un contexto.

Esto es lo que te servirá en la entrevista de trabajo. Demostrar que sabes adaptarte y orientarte justo a ese puesto que demandan. Que no hay nadie mejor que tú para hacerlo ya que tú sabes exactamente qué es lo que necesitan.